Mente = Mindfulness = Magia

Así es como describo el proceso y los resultados de la práctica a de la meditación Mindfulness en estos precisos momentos.

Entrenamos la Mente con Atención Plena y tenemos resultados Mágicos tras la práctica diaria.

Siempre es así, aunque cuando tienes situaciones retadoras delante de ti, es todavía aún más evidente. No hay duda.

A mayores retos, mejores recursos para abordarlos.

A mayores retos, mejores decisiones para aterrizarlos.

A mayores retos, mayores capacidades a entrenar.

Si ya practicas, lo estarás comprobando por ti mismo/a. Lo verás por el estado mental y emocional que entrenas cada día.  Por las acciones que estás preparado para tomar, y  por los resultados que vienen como consecuencia.

Cuando las cosas se ponen feas ahí afuera, nuestra primera responsabilidad es cuidarnos a nosotros  mismos, nutrir nuestro estado físico, mental , emocional y espiritual.

Esta es nuestra gran prioridad para poder sostener nuestra propia evolución, y la evolución de los que cuidamos en casa, y de la gente que lideramos en nuestros equipos.

Cuanto mayor es el reto, mayor debe de ser nuestro nivel de Bienestar y de Consciencia sobre el cual pensamos, sentimos y actuamos.

Cuanto mayor es el reto, mayor debe de ser el nivel de Bienestar y de Consciencia de nuestros equipos para pensar, sentir y actuar.

Ahora mismo estamos ante un cambio profundo a muchos niveles. A nivel corporativo algunos de los retos que las empresas tienen por delante ahora mismo son:

1.- Cambio de paradigma

2.- Necesidad de incrementar los niveles de flexibilidad y rapidez de adaptación ante los cambios

3.- Necesidad de retener y premiar el talento que se ha puesto en valor durante estas últimas semanas de Covid-19

4.- Incrementar la capacidad de Liderar el Cambio

5.- Incrementar la capacidad de Liderar el Cambio desde el Bienestar de uno mismo

6.- Incrementar la capacidad de Liderar el Bienestar en nuestros equipos y de todas las personas de  la organización

7.- Incrementar la capacidad de Cohesión, Comunicación y Alineación de Equipos hacia la misión actual, si no ha cambiado, o hacia una  misión redefinida en estos momentos, si así ha sido necesario

8.- Incrementar el nivel de Liderazgo Consciente para trabajar desde la calma, desde el centro de uno mismo, desde el foco en lo importante, y  desde la contribución a toda la organización

9.- Incrementar la capacidad de generar conversaciones abiertas, one to one o en equipos, sosteniendo los estados mentales y emocionales de cada persona y su propia evolución en estos momentos.

10.- Redefinir la visión, misión y/o estrategias de la empresa para esta nueva etapa

 

Nuestro cerebro está biológicamente codificado para mantenernos en nuestro espacio conocido, donde ya  conocemos y  sabemos todo.

No está entrenado para fluir en los cambios, para hacerlo rápidamente y para instalar nuevas maneras de pensar, sentir y hacer de un abrir y cerrar de ojos.

Cuando conocemos cómo funciona nuestra biología, entonces empezamos a darnos cuenta de que quizá para llevar adelante pequeños o grandes cambios, tenemos que entrenar nuestro cerebro para que nos facilite esa transición, que al final,  es una transformación única y muy personal de cada uno, desde dentro hacia a fuera.

La meditación Mindfulness permite que nuestro cerebro cree nuevas conexiones neuronales, de las cuales, una gran beneficio es  que generan mayores niveles de confianza en uno mismo, en los demás y en la vida.

Y viendo algunos de los retos mencionados anteriormente, ¿quién no querría entrenar mayores niveles de confianza para sí mismo y para las personas que lidera?

La solución no está en poner el foco en el HACER ( que sí, obviamente), si no en entrenar nuestro SER, nuestro SENTIR primero, para luego HACER.

Este Hacer es un Hacer más consciente, más abierto, más creativo, más flexible y más intuitivo.

Las soluciones a situaciones  complejas  vienen entonces sin esfuerzo, fluyes en tu día a día desde un estado de presencia y de confianza impagables.

Entrenar nuestra CONFIANZA ahora, en estos momentos de retos e  incertidumbre es uno de los regalos más preciados que nos podemos hacer a nosotros mismos, a nuestras familias y a nuestros equipos.

Porque la vida es eso: un reto para quien decida seguir creciendo cada día, y una incertidumbre constante.

La propia naturaleza de la vida, es siempre cambiante. Y así lo constata uno de los grandes principios del Budismo: Todo está en continuo cambio.

Así que ahora es el más increíble momento para aprender a practicar esta ciencia milenaria si todavía no la practicas y no la tienes incorporada en tu día a día.

Ahora más que nunca es el momento de entrenar tu mente para crear estados internos a nivel personal que te permitan estar en el momento presente, sin proyectar en el futuro alimentando a tu sistema nervioso de miedo, y te permita también ir construyendo con la práctica día a día  capacidades mentales, físicas, emocionales y espirituales que te lleven a generar un estado de confianza en ti mismo que nace de ti, y no depende de nada externo.

Entrenar tu mente con las prácticas de Meditación Mindfulenss te permiten entrenar una sensación de estar en paz con lo que eres, con lo que es, con lo que hay ahora en tu vida, en tu trabajo, en tu familia, en tu momento… es descansar en el ahora tal cual es, sin resistencias, sin luchas, soltando conflictos internos y confiando en tus capacidades y en la vida.

Cuando  practicas Mindfulness y empiezas a encontrar y sentir ese espacio de calma y paz mental, es el momento de  integrar una de las creencias más importantes que puedes incorporar a tu vida:  “Tengo la capacidad y la habilidad de gestionar cualquier cambio que venga a mi vida” 

A esto yo le llamo Confianza con mayúsculas.

Una de las más claras competencias emocionales que debemos desarrollar para generar cambios sostenibles en nuestra propia vida y en nuestras empresas es la CONFIANZA.

Parafraseando a Elena Espinal, una de las coaches organizacionales más reconocidas a nivel internacional, y a la que tuve el placer de conocer el pasado mes de octubre en Madrid, menciona en una de sus conferencias que es importante trabajar siempre 4 tipos de confianza:

  1. “Tenemos que trabajar la Confianza en nosotros mismos como personas y líderes que somos”. 

Todo empieza por nosotros, por tomar responsabilidad de nuestros niveles de autoconfianza cuando las fuerzas nos flaqueen y cuando veamos el vaso medio vacío en vez de medio lleno.

  1. “Tenemos que trabajar la Confianza en nuestros compañeros, colegas y equipos. “

Esto es tan fundamental, y también tan complicado a veces. Hay que confiar en nuestra gente para que transiten y asimilen cualquier cambio por el que estén pasando en estos momentos. Cualquier situación compleja qu estén viviendo. Dar ese espacio de confianza es la mejor muestra de Liderazgo que puedes transmitir ahora mismo. Confía en ellos, y ellos confiarán en ti.

  1. “Tenemos que trabajar la Confianza en el propio proceso de cambio”.

Es indispensable estar dispuestos a sentir la incomodidad y asumir las resistencias que van a emerger durante los meses que tenemos por delante. Esta incomodidad es el gran indicador de que estamos creciendo, de que hay margen para expedirnos ahí, y es donde nuestro cerebro se “queja” porque es algo que todavía no conoce. Démosle espacio y tiempo con la práctica meditativa para sentirse confiado ante cualquier  pequeño o gran cambio que quieras o tengas que emprender.

  1. “Tenemos que trabajar la Confianza en la Vida. Confiemos en ella, porque la vida nos cuida.

Entregarnos a confiar en algo más grande que nuestra propia fuerza, nuestra propia voluntad. Es confiar en la Vida misma. Una metáfora que siempre utilizo es la observación de la Naturaleza.

Observar cómo la Naturaleza ha emergido resplandeciente estas últimas semanas donde la hemos dejado respirar. La Naturaleza es Vida. Nosotros somos Vida. La Naturaleza no piensa, simplemente está, vive y de desarrolla a su propio ritmo, sin esfuerzo.

De nuevo, vuelvo a mi pensamiento del inicio del post:

Mente = Mindfulness  = Magia

La Magia de la mente cuando practicamos Mindfulness es que creamos esa  CONFIANZA en nosotros, en los demás, en el proceso de cambio de la VIDA.

No puedes permitirte  desconocerlo, vivirlo e integrarlo en tu mente y en tu corazón.

Un abrazo mágico,

Sonia